Preguntas frecuentes Beneficios

Artículos

  Seminarios y talleres Quienes somos
Habilidades prácticas Casos

Tests

Investigaciones Contáctenos
 
   Aplicaciones
  prácticas
   IE en la Empresa
   IE en la Salud
   IE en la Familia
   IE en la Pareja
   IE en la Educación
   IE en el Liderazgo y 
   Adiminist. Pública
   Actividades
  Programa talleres
  Programa seminarios
  Clases abiertas
   Información
  Content in English
  Links en español
  Bibliografía
  Contáctenos
  Manuales Gratis
  Comunicación con el
  otro sexo
 Manejar  los Celos
  Controlar Vergüenza
  Superar la Timidez
 Personas Difíciles
  Razonar Jugando
 Superar las Crisis
  Secciones
  recomendadas
 IE en la Empresa
 IE en la Educación
 IE en la Pareja
 
a
 

La web de habla hispana con mayor contenido sobre el EXITO PERSONAL y el desarrollo de habilidades clave para alcanzar objetivos:



Miles de Manuales, Tests, Videos y Artículos
gratuitos.
Trabajo, Empresa, Educación, Deporte, Coaching, Formación Financiera, Neurociencias, Salud, Pareja, Educación de los Hijos, y muchs secciones más..


"El día perfecto: irse a la cama con un sueño y despertarse con un propósito"
www.inteligencia-exitosa.org


CURSO
PRÁCTICO
ON LINE DE

INTELIGENCIA
EMOCIONAL


3 Tests Personalizados, 
102 Técnicas, 
9 Exposiciones en Power Points, 
24 Trabajos Prácticos, 
112 Lecturas Guiadas, 
121 Lecturas de Profundización, 
1 Curso posterior gratuito de Aplicación Laboral a elección.

PARA 
AUMENTAR EL 
COCIENTE EMOCIONAL

en todas las 
áreas de la vida:

* Profesión 
* Empresa 
* Salud
* Educación
 
*
Relaciones

1era.
DIPLOMATURA
LATINOAMERICANA
OTORGADA POR
ORGANIZATION
DEVELOPMENT
INTERNATIONAL



 

 

inteligencia emocional curso

TU CARÁCTER Y EL ORDEN
DE NACIMIENTO
h

MANUAL PRÁCTICO

Basado en las Investigaciones de
Ronald W. Richardson y Lois A. Richardson

SER PADRES DE HIJOS CON DIFERENTE
ORDEN DE NACIMIENTO (4)

No comparen entre sí a sus hijos; valoren a cada uno tal como es. El intento de obligados a ser iguales puede llevarlos a la rebelión, o bien a convertirse en niños exteriormente obedientes, pero interiormente desmoralizados y deprimidos.

Si los padres se sienten a gusto con las diferencias existentes en otros campos, y las aprecian, las diferencias entre ellos mismos, por ejemplo, estarán en mejores condiciones para aceptar las diferencias que haya entre sus hijos.

En una familia capaz de afirmar las diferencias existentes entre sus miembros habrá más cohesión que en aquella que tiende a no admitir más que una manera de estar en el mundo.

Cuando las diferencias se consideran inaceptables, es frecuente que los hijos decidan que la única manera de existir como seres distintos es alejarse de su familia.

Otra reacción que se puede encontrar entre los hijos de estas familias es el miedo; el miedo a perder la aprobación de los padres, por poca que ésta sea, puede llegar a ser tal, que renuncian a su propia identidad, se limitan a ser lo que los padres quieren que sean y terminan siendo seres dependientes y deprimidos durante todo el resto de su vida.

No encasillar en papeles
Aun en el caso de conseguir aceptar las diferencias entre los hijos, no se han salvado todos los peligros. Se puede caer en la trampa de acentuar tales diferencias hasta el punto de asignar imágenes para toda la vida a los hijos: el callado, el valiente, el ingenioso o —lo que es más dañino— el nervioso, el inútil, el chiflado.

Los niños están siempre en el proceso de creación de sí mismos, y se identifican fácilmente con las imágenes que se les asignan. Si se les dice con la frecuencia suficiente que son torpes o hábiles, estúpidos o listos, feos o hermosos, empiezan a pensar que efectivamente lo son, y eso limita gravemente la amplitud de sus opciones para el futuro.

Parte del proceso de aceptar las diferencias entre los hijos es saber aceptar las diferencias interiores de cada uno de ellos. Es muy fácil que un niño sea torpe en diferentes momentos de su evolución, pero eso no quiere decir que tengan ustedes un hijo torpe; al no ponerle etiquetas dejan la posibilidad de que surjan comportamientos diferentes.

 

Quizás haya días en que al niño ocurrente no se le ocurra decir nada ingenioso, y no es cuestión de presionarlo para que tenga que vivir a la altura de esa imagen de ingenioso para sentir que lo aceptan o que notan su presencia.

Clara se aproximaba a los cuarenta años cuando empezó terapia con su marido. No tenían problemas conyugales graves, pero ella se sentía deprimida y limitada en su vida. Al marido le preocupaba la probabilidad de ser él el causante, pero Clara no logró identificar nada concreto en el comportamiento de él que pudiera causarlo.

Ella era la menor de tres hermanas. Las tres habían tenido éxito en sus respectivas profesiones, además de casarse y tener hijos. Clara había iniciado una actividad independiente que le resultaba rentable, pero en opinión del resto de la familia, y de ella misma, de las tres hermanas ella era la menos «realizada».

Al hablar de los mensajes que de pequeña había recibido de sus padres, dijo que la madre, en particular, había expresado muy claramente que no se espetaba que las niñas fueran iguales. A cada una se le dijo que todas eran diferentes y tenían sus propias capacidades y maneras de ser especiales, y que su madre las amaba a todas.
   
Pero a medida que siguió profundizando en el problema, Clara empezó a identificar la fuente de su malestar. Al mismo tiempo que acentuaba la diferencia entre sus atributos, la madre había asignado papeles a cada una de las niñas: la mayor era la de mentalidad práctica, organizada, responsable y capaz de hacer cosas; la mediana era buena para los números y las teorías abstractas, y a Clara se le dijo que era la hija «artista y espiritual».

Cuando era pequeña, a Clara le encantaba que su madre le dijera para qué servía, de modo que se identificó con esta imagen y trabajó por afirmarla. Pero ya adulta comenzó a considerar limitada y restrictiva esta imagen.

La terapia se encaminó a ayudarla a rescatar capacidades y habilidades que ella misma había reprimido durante años, entre ellas la de ser práctica y organizada, y la de ser excelente para los negocios.

Cuando llega un nuevo hijo a la familia, los demás ya han ido delineando sus respectivas identidades y papeles. Cada papel tiende a requerir otros papeles e identidades que lo complementen para lograr un sentido de equilibrio emocional en la familia.

Cuanto más unida está la familia emocionalmente, más fuerte será la necesidad de crear papeles e identidades complementarios. Cuando no se satisface esta necesidad, se va generando ansiedad en la familia, algo para lo cual los niños son muy sensibles.

Este tipo de ansiedades crea una enorme sensación de inseguridad, que los niños tratarán de evitar a toda costa.

Renunciarán a ser ellos mismos con tal de reducir el nivel de ansiedad, tanto en ellos como en otras figuras importantes, y especialmente en sus padres.

Si la familia es capaz de permitir que cada hijo e hija desarrolle su propia identidad sin tener como referencia las expectativas de los demás, la gama de opciones abiertas a la evolución personal es más amplia.

Cuanto más perciba el niño que la identidad de sus padres y de sus hermanos no se ve amenazada por su propia identidad en desarrollo, mayor libertad tendrá para encaminarse por senderos verdaderamente individuales, sin por eso dejar de mantener una relación de intimidad con los miembros de la familia.

El elemento esencial consiste en mantener la intimidad de la relación sin perder la individualidad. Muchas personas sólo pueden nutrir su individualidad si se mantienen distantes de la familia.

Es más: creen que estar lejos de la familia es la única manera de conservar viva su identidad, y piensan que cualquier contacto con la familia les lleva a perder su propio yo. Cuando los hijos se sienten obligados a escapar así de la familia, su sentido de identidad es, en efecto muy frágil.

SER PADRES DE HIJOS CON DIFERENTE
ORDEN DE NACIMIENTO (5)

 

SUSCRÍBASE!!!!
y reciba gratis nuestro NewsLetter con Tips, Artículos, Consejos y Novedades


PORTAL TOTALMENTE GRATUITO DE TÉCNICAS DE ESTUDIO

Inteligencia Emocional

Tips para estudiar mejor; Memoria, Técnicas de Estudio, Comunicación Oral y Escrita, Lectura Veloz, Exámenes Exitosos, Vocabulario; Inteligencia Aplicada.
www.tecnicas-de-estudio.org

 

preguntas frecuentes | beneficios | artículos | seminarios y talleres | quiénes somos
habilidades prácticas | casos | tests | investigaciones | contáctenos