Preguntas frecuentes Beneficios

Artículos

  Seminarios y talleres Quienes somos
Habilidades prácticas Casos

Tests

Investigaciones Contáctenos
 
   Aplicaciones
  prácticas
   IE en la Empresa
   IE en la Salud
   IE en la Familia
   IE en la Pareja
   IE en la Educación
   IE en el Liderazgo y 
   Adiminist. Pública
   Actividades
  Programa talleres
  Programa seminarios
  Clases abiertas
   Información
  Content in English
  Links en español
  Bibliografía
  Contáctenos
  Manuales Gratis
  Comunicación con el
  otro sexo
 Manejar  los Celos
  Controlar Vergüenza
  Superar la Timidez
 Personas Difíciles
  Razonar Jugando
 Superar las Crisis
  Secciones
  recomendadas
 IE en la Empresa
 IE en la Educación
 IE en la Pareja
 
a
 

La web de habla hispana con mayor contenido sobre el EXITO PERSONAL y el desarrollo de habilidades clave para alcanzar objetivos:



Miles de Manuales, Tests, Videos y Artículos
gratuitos.
Trabajo, Empresa, Educación, Deporte, Coaching, Formación Financiera, Neurociencias, Salud, Pareja, Educación de los Hijos, y muchs secciones más..


"El día perfecto: irse a la cama con un sueño y despertarse con un propósito"
www.inteligencia-exitosa.org


CURSO
PRÁCTICO
ON LINE DE

INTELIGENCIA
EMOCIONAL


3 Tests Personalizados, 
102 Técnicas, 
9 Exposiciones en Power Points, 
24 Trabajos Prácticos, 
112 Lecturas Guiadas, 
121 Lecturas de Profundización, 
1 Curso posterior gratuito de Aplicación Laboral a elección.

PARA 
AUMENTAR EL 
COCIENTE EMOCIONAL

en todas las 
áreas de la vida:

* Profesión 
* Empresa 
* Salud
* Educación
 
*
Relaciones

1era.
DIPLOMATURA
LATINOAMERICANA
OTORGADA POR
ORGANIZATION
DEVELOPMENT
INTERNATIONAL



 

 

inteligencia emocional curso

APRENDER A MANEJAR 
LOS CELOS
MANUAL PRÁCTICO

Basado en las Investigaciones de Ayala Malach Pines

frty

¿Qué tiene que ver todo esto 
con su problema de celos?

Si usted tiene un problema de celos, el saber que fuentes tan diferentes como el psicoanálisis, la sociobiología y la psicología transcultural llegan a la misma conclusión —que sus celos son universales—, puede aportarle un cierto con suelo. Pero, ¿es suficiente este tipo de consuelo para ayudar nos a hacer frente a los celos?

Mientras escribía sobre estos temas, Amalya (cuyo problema con los celos de su novio relaté anteriormente) me preguntó en qué estaba trabajando. Comencé a hablarle de los apaches, los todas y los esquimales. “Pero, ¿cómo puede ayudarme a mí saber algo de los esquimales para arreglármelas con los celos irracionales de Sam?, preguntó. “Puede ayudarla a darse cuenta de hasta qué punto los celos de Sam sufren la influencia de la cultura en la que vivimos”, le respondí. “Eso no es ninguna ayuda para mí”, dijo Amalya. “Yo necesito entender qué es lo que hace que Sam se ponga celoso y qué puedo hacer yo frente a eso.” Amalya advirtió lo que puede ser un problema en la aplicación del enfoque psicosocial al individuo: puesto que el foco está puesto sobre la cultura, podemos perder de vista el problema de celos del individuo.

 

Aunque extraer consejos prácticos del estudio de otras culturas puede parecer difícil o irrelevante en un primer momento, está lejos de ser imposible. De hecho, sociólogos como Gordon Clanton creen que una perspectiva social aplicada a los celos puede desembocar en una mejor comprensión de uno mismo y en una terapia más eficaz. La conciencia de la influencia de las fuerzas sociales, sostiene Clanton, puede mejorar nuestra comprensión de nuestros celos y aportar una base para la crítica de los puntos de vista engañosos.

Según Clanton, un ejemplo de una postura engañosa de ese tipo es el punto de vista según el cual la causa de los celos sería una baja autoestima, y que el mejorar la autoestima puede reducir o “curar” los celos. En lugar de aceptar acríticamente este supuesto, Clanton cree que deberíamos buscar las raíces sociales de los celos.

Su propia búsqueda sugiere que este punto de vista, que tanto los profesionales como los legos dan por sentado, es típico de una difundida tendencia a atribuir una gran variedad de fallos y problemas personales a la baja autoestima. En realidad, afirma Clanton, uno puede tener una alta autoestima en general, pero a pesar de ello sentirse inseguro y vulnerable en determinadas situaciones. Alguien que tiene una alta autoestima puede de todos modos experimentar celos si una relación que valora se encuentra amenazada. Más aún, es por lo menos plausible pensar que sean los celos los que causan la baja de la autoestima y no a la inversa. Los relevamientos transculturales, que muestran que la autoestima juega un papel mínimo o nulo en la explicación de los celos en diversas culturas, corroboran la postura de Clanton.

En el caso de Sam y Amalya, es posible que la intensa y perturbadora experiencia de los celos ayudara a disminuir la buena opinión que Sam tenía de sí mismo. La convicción de que los celos son un defecto personal reforzó su mala opinión, punto de vista que se vio reflejado en la actitud de Amalya hacia sus celos. La conciencia de la influencia de la cultura sobre nuestra experiencia de los celos nos hace menos propensos a adoptar puntos de vista erróneos y potencialmente perjudiciales para nosotros mismos.

Además de tornarnos más conscientes de las influencias culturales que operan sobre nuestros celos, la psicología social —que se ocupa principalmente de la interacción entre los individuos y su medio social— tiene otra importante con secuencia para la tarea de hacer frente a los celos. Puede ayudar a los individuos y a las parejas a ver su problema de celos desde una perspectiva nueva y más manejable.

Hay dos tipos de explicaciones o atribuciones para los acontecimientos: la disposicional (relacionada con los rasgos estables de la personalidad de la persona o personas involucradas en el acontecimiento) y la situacional (relacionada con las circunstancias especiales en las que el acontecimiento sucedió).

Aquel que se describe a sí mismo como una “persona celosa” explica sus celos en términos disposicionales. Cuando tiene ciertos sentimientos, pensamientos y síntomas físicos que aparecen como respuesta a una situación que desencadenó sus celos, dice: “Estoy experimentando estos síntomas porque soy una persona celosa”. En otras palabras: “así es como soy, y no se puede hacer nada para cambiar eso”. Otra persona que experimenta el mismo conjunto de síntomas como respuesta a una situación similar puede explicar las cosas en términos situacionales: “Estoy experimentando estos sentimientos de celos porque la persona con la que me he casado ha tenido un amorío”.

Las personas que explican sus celos en términos situacionales dejan abierta la posibilidad de responder en forma diferente en una situación diferente. Cuando se sien ten excluidas porque su compañero está flirteando con un desconocido bien parecido tienden a atribuir sus celos a esa circunstancia concreta y en consecuencia concentran sus esfuerzos en tratar de modificarla. Las personas que explican los celos en términos disposicionales están menos motivadas para el cambio, porque para ellas el cambio significa la tarea virtualmente imposible de convertir a una “persona celosa” en una “persona no celosa”.

Cuando un individuo o una pareja acuden a la terapia, lo más frecuente es que el rótulo disposicional “persona ce losa” ya esté instalado. El objetivo típico que imaginan para la terapia es cambiar a la persona celosa para que deje de serlo. Para plantear un desafío a esta atribución disposicional, le hago a la “persona celosa” preguntas como: “¿Ha sido usted celoso en todas sus relaciones?, o “¿Ha sido usted siempre tan celoso en esta relación?”. La respuesta a estas preguntas es casi siempre no. Aun en el caso de que la persona recuerde sólo un ejemplo de conducta celosa atípica, ello significa que no es una “persona celosa” sino alguien cuyos celos se desencadenan más fácilmente en algunas situaciones que en otras. El desafío siguiente es identificar qué ocurre en esta relación o situación específica que hace que esta persona se ponga celosa. Por difícil que parezca esta tarea, es mucho más fácil que transformar a una “persona celosa” en una “no celosa”.

La tarea de pasar de una atribución disposicional del problema de los celos a una atribución situacional se realiza formulando con detenimiento preguntas como: ¿Qué sucede en esta relación o en esta situación específica que desencadena sus celos? ¿En qué otra relación, o en qué momento de la actual, ha estado usted menos celoso? ¿Qué sucedía en aquella otra relación, o aquel otro momento, que lo hacía sentirse más seguro y menos proclive a responder poniéndose celoso? Se puede ensayar otra yeta preguntando por la percepción que la pareja tiene de las normas relacionadas con la fidelidad y los celos, para averiguar si el problema de ce los está vinculado con una diferencia en la comprensión que puedan tener de estas normas.

Estos tipos de preguntas son diferentes de las que plantean: “¿Por qué soy una persona celosa?”, o “¿Cómo puedo dejar de ser celoso?”. Al tratar los celos como un conflicto situacional la pareja se motiva para trabajar en conjunto para cambiar la situación de modo que resulta menos probable que los celos se desencadenen.

Si de hecho la persona ha sido sumamente celosa en todas las anteriores relaciones íntimas y durante todas las etapas de la relación actual, el rótulo “persona celosa” podría parecer apropiado. Sin embargo, sigue siendo improbable que él o ella hayan sentido grados iguales de celos en todas las relaciones y todas las situaciones. La persona puede tratar de descubrir qué situaciones le incrementan los ce los y qué situaciones se los disminuyen, para después hacer un esfuerzo por evitar las primeras y buscar las últimas.

Una evaluación del enfoque psicosocial

Volver al Index de este curso

 

SUSCRÍBASE!!!!
y reciba gratis nuestro NewsLetter con Tips, Artículos, Consejos y Novedades


PORTAL TOTALMENTE GRATUITO DE TÉCNICAS DE ESTUDIO

Inteligencia Emocional

Tips para estudiar mejor; Memoria, Técnicas de Estudio, Comunicación Oral y Escrita, Lectura Veloz, Exámenes Exitosos, Vocabulario; Inteligencia Aplicada.
www.tecnicas-de-estudio.org

 

preguntas frecuentes | beneficios | artículos | seminarios y talleres | quiénes somos
habilidades prácticas | casos | tests | investigaciones | contáctenos